Mendoza

Informaciones generales sobre Cuyo ( La Rioja / San Juan / Mendoza / San Luis )

En la lengua indígena Cuyo significa “país de los desiertos” ya que la región ocupa grandes extensiones desde los Andes y las sierras cordilleras hasta las planicies esteparias.El Aconcagua (meta de montañistas del mundo entero), las jazidas paleontológicas, las reservas naturales y los vales de clima ideal para el cultivo de la uva hacen de este un territorio único.El esquí, las cabalgadas, el rafting y el ecoturismo son las actividades mas practicadas en esta zona.

Mendoza es sin duda una de las ciudades más bellas y limpias de la República Argentina; hogar de la Fiesta Nacional de la Vendimia y de una de las tierras más favorecidas para el cultivo de la vid dentro de continente. Quizás sean sus calles arboladas, su gente tan amable o un paisaje en el que se llega a ver el pico más alto del continente: el Aconcagua. Colores, melodías y los sabores de la tierra del buen vino en un lugar para descubrir.

Si hay algo que no le falta a Mendoza son sitios de interés, lugares para visitar y pasar un buen rato, ya sea haciendo deportes, en una bodega o caminando por la ciudad. Crea tu itinerario personalizado:

  • Bodegas

    Sobre montañas y viñedos
     El Vino rico de Mendoza

    Mendoza es la ciudad del vino. Es conocida mundialmente por sus bodegas, asi que perdérselas sería una verdadera picardía. Sus vinos son de exportación y de una calidad muy competitiva. Los vinos mendocinos son jóvenes, es decir que no son aptos –al menos la mayoría– para añejar. A diferencia de los vinos europeos, los mendocinos se hacen de varietales únicos. Esto significa que se hacen a partir de una sola especia de uva. Los tintos más populares son los Malbec, Cavernet Sauvignon, Merlot, Syrah, Bonarda. También existen muy buenas cepas de vinos blancos y espumantes.
    No desaproveches la oportunidad de degustar alguno de ellos. En muchas de las bodegas permiten el ingreso a los viajeros. Se hacen excursiones por las instalaciones de la bodega, desde los sótanos hasta la parte del envasado y etiquetado. Los guías explicarán cada paso de la producción, así te enterarás de cosas que antes no sabías y podrás sorprender a tus amigos cuando vuelves a casa. Estas atractivas visitas suelen durar aproximadamente media hora.

  • Plazas
    Tal como decíamos, cada plaza de Mendoza es una fiesta de colores y aromas, hay muchas de bellos diseños que merecen ser visitadas. Después del terremoto que azoto a la ciudad en 1861, los vecinos comenzaron a proyectar la nueva ciudad de Mendoza. Así surgieron las plazas, bien distribuidas.
    En el microcentro se puede respirar una aire fresco y puro gracias a las cinco plazas que organizar el área céntrica: la Plaza Independencia, donde está el edificio de la Legislatura, y las cuatro plazas que la rodean: la Plaza San Martín, Plaza Italia, Plaza Chile y Plaza España. Estas plazas se utilizan también para la realización de eventos públicos como ferias y festejos.
  • Parque General San Martín

    Sobre montañas y viñedos
     Los parques

    Es el Parque más grande de la ciudad y su belleza reside en la distribución de sus sendas, sus esculturas y árboles. Posee una flora variada y una extensión amplia por lo que permite pasar una tarde entera recorriéndolo. Además, el Parque General San Martín cuenta con un lago artificial que lo embellece notablemente donde podrás dar un paseo sobre una embarcación que lo recorre. Lo rodean una serie de sendas que invitan a recorrer su perímetro a pie o en bicicleta.

  • Cerro de la Gloria
    Dentro del Parque San Martín se encuentra este cerro que culmina con una estatua en honor a San Martín y que permite una vista muy linda de la ciudad desde la cima. Es una donación del artista uruguayo Manuel Ferrari. También desde este cerro se llega a tener una completa vista del anfiteatro donde se realiza la anual Fiesta de la Vendimia.
  • Anfiteatro Griego Frank Romero Day
    Este anfiteatro tiene el honor de recibir a todos los que asisten a la Fiesta Nacional de la Vendimia, la más importante de las celebraciones provinciales. Se destaca además por el bello entorno que proporciona el paisaje circundante. Para los que acudan a esta fiesta que se celebra a principios de marzo, tengan en cuenta que las entradas se agotan rápidamente por lo que es una buena idea reservar con anticipación. El anfiteatro cuenta con gradas de cemento y, teniendo en cuenta que la fiesta dura varias horas, recomendamos llevar contigo un almohadón para que tu estadía ser más confortable. También puedes llevar contigo un pequeño refrigerio y sobre todo bebidas.
  • Parque Central
    El Parque Central, recientemente inaugurado se ubica más hacia el norte. Sus 14 hectáreas prometen convertirlo en parte importante de la ciudad. Allí se implementará el mismo cuidado paisajístico que en el resto de los parques.
  • Centro Cívico
    El centro cívico concentra rodos los edificios públicos de la ciudad: la Casa de Gobierno, la Aduana, los Tribunales, el Palacio de Justicia y algunos centros de exposiciones, además de la escuela de Bellas Artes.
    La Municipalidad se destaca entre estas edificaciones, en su mayoría de estilo clásico, porque en ella se encuentra el Jardín Mirador que permite obtener una panorámica de la ciudad y sus alrededores. Es una terraza ubicada a más de treinta metros de altura prolífica en plantas y flores bellísimas.

Sobre montañas y viñedos
 Museos
  • Museo Popular Callejero
    Este particular museo al aire libre da cuenta de la importancia de la Calle Las Heras en la ciudad y la evolución de Mendoza dentro de la historia del país. Aquí, en pequeñas vitrinas ubicadas en la vereda, se puede conocer un poco más de la historia de Mendoza.
  • Casco histórico
    La ciudad sufrió en 1861 un terremoto que la destruyó casi en su totalidad, por lo que gran parte del casco histórico se perdió. Aún así se conservan sitios maravillosos, como la vieja plaza principal de la ciudad que se encuentra en un nivel subterráneo, justo debajo de la plaza actual. Además hay un túnel arqueológico, no recomendado para claustrofóbicos, en el que se pueden apreciar reliquias de estas tierras y de sus pobladores originarios. También en esta zona se encuentra la vieja iglesia Matriz, bastión jesuita.
  • Casa de San Martín
    Si bien la casa del Libertador corrió la misma suerte que la mayoría de las construcciones de la ciudad después del terremoto, se ha construido en su lugar un monolito que la recuerda y que vale la pena conocer.
  • Museo Histórico Sanmartiniano
    Toda la historia del Libertador y algunos de sus objetos personales se pueden ver en este museo.
  • Museo del Área Fundacional

    Sobre montañas y viñedos
     Museos

    Para los que quieran profundizar un poco más en la historia de Mendoza, el Museo del Área Fundacional es una joya de la ciudad. El edificio en sí es un hallazgo interesante: en un primer momento funcionó como Cabildo, pero el terremoto de 1861 hizo que el Cabildo desapareciera. Más tarde, en 1877 se construyó en ese mismo lugar un matadero. Luego, en 1940 se inauguró una feria… Así, cada construcción fue agregando pisos nuevos, paredes, techos, pero la estructura original nunca se perdió. Por eso, en el Museo del Área Fundacional se pueden ver 4 épocas de la historia en Mendoza, junto con la presente.
    También, como una introducción a la historia precolombina, el Museo presenta una colección de objetos de los indios huarques, originales de estas tierras.
    Para los interesados en el pasado vitivinícola de la región, el Museo propone una serie de elementos y fotografías de los viñedos antiguos, donde podrás ver cómo se hacía el vino siglos atrás.

  • Canal o Zanjón Cacique Guaymallén
    En las afueras de la ciudad, se encuentra este canal que recibe al río Mendoza. Tiene 30 kilómetros de extensión y lo atraviesan puentes desde donde podrás observarlo por completo.


La ruta del vino

A través de los Caminos del Vino se pueden conocer las bodegas de Mendoza y disfrutar de sus excelentes vinos, que son fruto de una viticultura ecológica y poseen -sobre todo los tintos- una alta capacidad antioxidante asociada con su contenido de distintos tipos de polifenoles.
Según recientes estudios científicos, esto contribuye a frenar el envejecimiento de las arterias y otros órganos. En los últimos tres años hubo una importante reconversión de viñedos, lo que permite a Mendoza como punta de lanza de la Argentina – tener mayor cantidad de vinos de alta calidad para satisfacer la creciente demanda del mercado internacional. En el período mencionado se implantaron en nuestra provincia más de 25.000 hectáreas de nuevos viñedos de variedades de uvas finas Entre las tintas el ranking lo encabeza la variedad Malbec, seguida por las cepas de Cabernet, Merlot, Syrah y Bonarda; y entre las blancas predominan las variedades Chardonnay y Chenin.

Los caminos del vino que se detallan a continuación han sido proyectados como paseos de mediodía o un día completo, durante los cuales se visitan bodegas de características muy diversas. Se recorren sus viñedos, se realiza una degustación/ cata con opción de comprar vinos en la misma bodega. Además, es posible disfrutar de otros lugares de interés paisajístico, histórico y cultural.

Contactos de empresas que ofrecen viajes para disfrutar del vino en Mendoza

Las afueras de Mendoza y un poco más allá

Si estás planificando un viaje a la ciudad de Mendoza debes tener en cuenta que muchas de las mayores atracciones se encuentran fuera de la ciudad, algunas como el Parque Provincia Aconcagua, a 190 kilómetros de distancia. Por eso te recomendamos que si no cuentas con transporte propio, rentes un automóvil y reserves unos días para recorrer las afueras de Mendoza:

  • El Aconcagua

    Sobre montañas y viñedos
     Trekking

    La verdad es que cuando uno se encuentra frente al Aconcagua, la noción de que es el pico más alto de América parece perderse, porque está rodeado de otros muchos picos que hacen indispensable la ayuda de un lugareño para distinguirlo. A simple vista es difícil darse cuenta de que es ese, pero una vez allí lo único que reina es una sensación de pequeñez y un sentimiento de admiración hacia la naturaleza que nos ha regalado maravillas como ésta.
    Subir al Aconcagua es tarea de personas que están en buen estado físico y que no temen pasar más de un día de escalada. Estas excursiones se pueden contratar en el lugar y hay varias empresas que se dedican a ello. Para los que prefieren sólo observar, el lugar indicado es el paso del Cristo Redentor.

    Sobre montañas y viñedos
     Montaña

    Este monumento –a 4,000 metros de altura sobre el nivel del mar– es el paso por donde la División del Ejército Libertador, al mando del general Las Heras en la Campaña de los Andes, cruzó a Chile en 1817. Desde este punto se alcanza a ver el Aconcagua. Además, en este sitio se encuentra la frontera entre Argentina y Chile. Cada una posee una base desde donde se puede tomar un café o comprar un recuerdo. Llegar hasta el Cristo Redentor tampoco es una tarea fácil. Se hace a través de un camino de ripio en subida, pero muchas veces la nieve invernal tapa el camino por completo.

  • El Tupungato
    Y hablando de maravillas la visión de este volcán apagado que descansa entre Mendoza y Chile con sus 6,800 metros de altura es otra de las visiones imperdibles del paisaje mendocino.
  • Puente del Inca
    La belleza del Puente del Inca es incalculable, sólo estando allí se puede apreciar su admirable presencia. El puente se formó naturalmente en tiempos inmemorables, a causa de un derrumbe natural sobre el cauce de un río. El caudal de agua fue erosionando el suelo y dio forma al puente, que gracias a la presencia de minerales y particularidades del clima adquirió una tonalidad amarillenta. El Puente del Inca tiene también gran valor histórico ya que fue por aquí que los incas pasaron al sur del continente americano. Anterioemente se podía transitar por encima del puente, pero desde hace unos años permanece cerrado al paso para protegerlo de posibles derrumbes.

    Sobre montañas y viñedos
     

    Si visitas el Puente del Inca notarás la presencia de dos construcciones cercanas, una destruida y la otra intacta. La construcción intacta es una pequeña iglesia al costado de la montaña. Unos metros más allá se pueden ver las ruinas de un hotel. Sucedió así: un invierno, la nieve comenzó a acumularse entre la montaña y la iglesia. Un día, una avalancha bajó desde la montaña. En vez de destruir la iglesia –que era lo más próximo– la nieve actuó como puente y la avalancha pasó directamente hacia el hotel, que quedó totalmente derrumbado. Sin embargo, sus cuartos de aguas termales quedaron protegidos por el puente y hoy en día están totalmente mimetizados con el paisaje.

Fiesta Nacional de la Vendimia

Esta celebración data de principios del siglo XX y se lleva a cabo en el Anfiteatro Romero Day desde 1963. Cada encuentro convoca a más de 20 mil personas. Se realiza en el mes de marzo y concentra espectáculos variados de música, colores, bailes y representaciones de la cultura provincial. La pieza central del espectáculo –además de los números de música folclórica– es una increible presentación con cientos de actores en escena. El musical de la Fiesta Nacional de la Vendimia es una metáfora de la plantación y cosecha de la vid: desde que se planta la primer semilla, hasta que se cosecha y se elabora el vino. Tomar parte de esta temática varios factores decisivos como las duras tormentas y el frío de la zona. El show es un despliegue de colores y música que sorprende a muchos espectadores.

Sobre montañas y viñedos
 

Cuando culmina el espectáculo, el pueblo de Mendoza espera ancioso: comienza la famosa elección de Reina de la Vendimia. No es una reina como cualquier otra. Aquí los mendocinos le dan mucha importancia a este galardón. La elección la hacen varias autoridades del lugar en conjunto con la gente. Por eso muy importante la participación de los ciudadanos en la elección. Las aspirantes a reinas tiene menos de un mes para prepararse y enamorar al público. Se cuelgan carteles por las calles de las ciudades mendocinas con los rostros de las jóvenes, aparecen en la radio y la televisión y las hacen participar de varias actividades hasta el momento de la elección. En la Fiesta Nacional de la Vendimia se cuentan los votos y se nombre a la ganadora. Es el momento mágica de la celebración.

Deportes

El recortado paisaje mendocino permite llevar a cabo distintas actividades deportivas. El alpinismo y el trakking son los más populares, a pesar de que el primero cobra varias vidas anualmente. Son muchos los entusiastas que se animan a escalar, entre otras cosas, el Aconcagua, o al menos a recorrer algunas de sus laderas.

Sobre montañas y viñedos
 Rafting

Sin embargo, cada vez son más personas los que optan por actividades diarias en algunos de los centros que rodean el río Mendoza. A 70 km. de la ciudad de Mendoza, en la localidad de Potrerillos encontrarán varios sitios que proponen actividades como el rafting, kayak, hidrospeed para hacer en el río. Pero también podrán probar con cabalgatas, trekking o ciclismo por las montañas y canopy o tirolesa (un cable de acero que va desde una montaña a la otra. Un riel te llevará en un viaje por las alturas).

Anuncios

Responses

  1. Mendoza es una ciudad que sirve de visita o de paso hacia o desde Chile. Si esta es la intención se viaja por una hermosa ruta internacional que permite recorrer, entre otros lugares, a Potrerillos, un Oasis dentro de otro Oasis Mayor como es Mendoza, con un nuevo lago artificial que recoge las aguas que provienen de la Cordillera de los Andes; Uspallata, que sirve para descanso de los viajeros o de recarga de alimentos o combustibles, pero que no debería dejarse de conocer, en especial el viejo camino a Mendoza que se hace por Villavicencio: un paraíso; y siguiendo hacia plena montaña, Punta de Vacas; Penitentes, un lugar cada vez de mayor importancia para la práctica del esquí, como es en esta época invernal de junio en adelante; Las Cuevas y por supuesto las famosas aguas termales de Puente del Inca. Todo esto en un camino de Precordillera y de de Cordillera que a su paso nos permite el lujo de ver a la estrella de esta Cordillera: EL CERRO ACONCAGUA, aspiración de miles de turistas por conocerlo y recorrerlo, como que es el segundo pico más alto del mundo. Aún en verano es posible observar la presencia de la nieve que se manifiesta en enormes y extensos glaciares. También se puede ir observando aspectos culturales e históricos de la zona. Sigue en pié, en gran parte, las vías del que fue el tren trasandino que unía a la Argentina y a Chile y que estaría por ser puesto en marcha nuevamente; los puentes que sostenían las vías, los centros arqueológicos en donde han aparecido restos de de los antiguos indígenas de la zona, como son los Huarpes y por supuesto Los Incas. De allí el nombre de una de la zonas con aguas termales que son usadas por los la mayoría de los viajeros. Otros centros de atención son los lugares históricos que fueron dejados por el paso de las tropas del ejército del General San Martín y sus hombres cuando fueron a liberar a Chile y Perú. En fin si a todo esto le agregamos que podemos detenernos a mirar la mismísima Cordillera de los Andes, a unos tres mil metros sobre el nivel del mar y apreciar su magnificencia y esplendor, qué más se puede pedir. Son lugares que se pueden y deben visitar, pudiendo terminar esta visita subiendo por el viejo camino a Chile y llegar hasta el emblema de Paz entre argentinos y chilenos como el Cristo Redentor en Plena Cordillera. Anímense y visiten Mendoza, yo sé por qué se los digo, no se van a arrepentir.

  2. La primera vez que fui a conocer la ciudad de Mendoza y sus alrededores, sin saber que me encontraría con un espectáculo único y que me dejaría soñando con el lugar por varias noches.

    La entrada tiene un cartel de bienvenida a la ciudad, apenas el micro cruza el arco de entrada, se comienza a ver los viñedos característicos de la provincia que se destaca por sus buenos vinos, además de por sus paisajes.

    En mayo no es época de cosecha, pero están los viñedos creciendo hasta el verano, donde están a su punto. Durante el recorrido, también se ven la precordillera de los andes.

    La ciudad es muy limpia, ordenada, callada, y a la gente del lugar son muy educados. El micro nos deja en el hostal, que estaba ubicado el centro. Enseguida de llegar, no quisimos perder tiempo, y salimos a recorrer la zona.

    La temperatura promedio era de 10 grados, él frió es seco, pero en el sol, una campera liviana, alcanza como abrigo. Como estábamos cerca, fuimos al barrio mas paquete de la ciudad, donde hay mansiones, quintas y casa fastuosas, y a medida que nos acercábamos al parque de las glorias, las casas sé hacia más bellas.

    En la entrada al parque hay una puerta de hierro enorme, que cierra sus puertas a las 20 hz. Y las abre en la mañana. El lugar tiene de todo, unas arboledas increíbles, el camino central es una calle que conduce al cerro de las glorias ubicado a 4 kilómetros de la entrada. Hay un micro turístico que hace un paseo de 1 hora y media, por 4 pesos, pero él ultimo sale a las 6 de la tarde. Decidimos tomar un taxi, quien a su vez nos hacia de guía.

    A los costados del camino se encuentra todas las facultades de la universidad, esta el estadio de fútbol, un campo deportivo, estatuas, etc. El camino que conduce al cerro, es en forma de caracol, un es para subir y otro para bajar. En al cima esta el monumento al Gral. San Martín y a O higgins, quienes se reunieron en esa ciudad, para liberar Sudamérica.

    Además hay una vista increíble de la ciudad, y de noche se ven todas las luces encendidas, el cual da otra imagen grandiosa.

    De ahí nos fuimos a de nuevo al centro, visitamos la plaza independencia, que en el centro tiene la figura hecha con árboles del escudo argentino, y en la noche se enciende las luces, iluminando los colores patrios. A los costados esta rodeado por el hotel Hyatt, construido en forma de forma de palacete, con casino, gimnasio, terraza. En los otros lados están los edificios, bares. En el extremo opuesto, empieza la peatonal de la ciudad.

    Al día siguiente fuimos a ver la Cordillera de los Andes, un lugar maravilloso, sentí, como se me hubiera transportado a otro tiempo, el silencio y la energía del lugar, lo percibí como algo místico y sagrado. La naturaleza estaba ahí presente, perfecta, inamovible, transmitiendo su poder y vida. Al costado de la ruta se encuentran las vías del tren, que ya no funciona, y más adentro el rió Mendoza, en el cual se practica el deporte de rafting.

    Kilómetros adentro se halla en pueblo de Uspallata, donde hay cabañas, algunas tiendas, el puesto de gendarmería y una escuela. Es lugar ideal para descansar y tomarse unos días de vacaciones. Continuamos hasta punta de vacas, a 2.500 metros de altura, rodeado de montañas, con un clima no muy frió, como yo pensaba, y sobre todo la paz reinante, lograron dejar una huella imborrable en mi memoria.

    Ines XXX


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: